Palabra de Jorge

Lecturas, escuchas y reflexiones

Valmiki: El Ramayana

Escenificación de Ravanna, jefe del mal y de los demonios, que tenía 10 cabezas

Escenificación de Ravanna, jefe del mal y de los demonios, que tenía 10 cabezas

El Ramayana (en sánscrito, el Viaje de Rama, como todos sabéis) es un extenso texto épico-religioso hindú considerado un pilar de la tradición cultural y religiosa del pueblo indio junto a otro texto épico aún más extenso, el Mahabharata.

Una edición del Ramayana cayó en mis manos hace tiempo, y recientemente me he animado a leerla.

Se trata de una curiosa edición reducida e ilustrada de 1929, que incluye el Nihil Obstat del censor del Obispado de Barcelona. O sea, que se puede leer sin caer en pecado. Hay una curiosa introducción en la que se alaban los valores morales del libro, básicamente la sumisión a los padres, la obediencia a los sacerdotes y el amor fraternal. Vaya, que no estamos ante un libro revolucionario.

La versión que yo manejo está reducida a 156 páginas, y no sé si la traducción es fidedigna al original, o lo ha convertido en una mojigatería. En todo caso, he de decir que me lo he pasado muy bien leyéndola.

La obra narra la vida del héroe mitológico Rama, que es desterrado a la selva por su padre, el rey Dazarata, debido a las intrigas palaciegas de su pérfida tía Kekeyi, que quiere nombrar heredero a su hijo Bharata, hermanastro de Rama. Pero como Rama es un hijo obediente, no se rebela y cumple con sus 14 años de exilio (acompañado por su fiel mujer Sita) durante el cual libra innumerables batallas contra los malvados demonios (rakasas) y sobre todo contra el jefe de los malos, el temible Ravanna, que tiene la incómoda peculiaridad de tener 10 cabezas (cómo se daba la vuelta en la cama?,cuánto tardaba en limpiarse los dientes?,  necesitaba comprar tres asientos en los viajes en avión? …)

Uno de los apoyos que tiene Rama en sus luchas es el gigantesco y valiente mono Hanumah, de fuerza descomunal. Para entender sus extraordinarios poderes, hay que explicar la anécdota de cuando se fue volando al Himalaya a buscar unas plantas medicinales para volver a la vida a Rama, que había muerto en combate. Como las plantas se escondían, Hanumah arrancó todo el valle con su montañas, vaquitas,  elefantes y demás, y se lo trajo todo a donde estaba Rama, para buscar las plantas con más tranquilidad.

El ejército de Rama, apoyado por los monos y por demonios chaqueteros que habían desertado, construyó un camino sobre el mar, entre la India y Ceilán, para poder llegar al cuartel general del malvado Ravanna, en la ciudad cingalesa de Lanka. En temas de obras y de ingeniería estaban bastante avanzados.

La novela es tremendamente moralista y tradicionalista. Lo importante es la sumisión al padre, al sacerdote y al rey, aunque las órdenes que den sean absurdas o arbitrarias. Pero el libro es muy interesante de leer. Las batallas, los personajes (magos, sacerdotes, gigantes, animales animados…) y las aventuras son de una exhuberante fantasía, casi más cercanas a nuestros actuales videojuegos que a la literatura a la que estamos acostumbrados en Occidente,

Como no podía ser de otra manera, el final es feliz y las fuerzas del mal acaban sucumbiendo ante las fuerzas del bien. Descarto leer la obra original, porque es muy larga y en sánscrito tengo muchas lagunas.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Information

This entry was posted on May 22, 2013 by in literatura and tagged , , , , .
%d bloggers like this: